Caminamos 10 Kms, con calor desérico; los niños pequeños preguntaban si faltaba mucho nada más salir..fuimos atendidos de forma impecable por el colegio Retamar; nos daban agua, crema protectora..
el de blanco es mi hijo que se ofrecía para todo y echaba agua en las cabezas y el pobre iba a los bares a rellenar los bidones..

caminábamos entre iglesias y lugares de acogida..campamentos con ropa y tiendas de campaña..


la bandera de España + otra pequeña azul era nuestra guía..miles de personas que entrábamos en riadas; campamento a suelo raso..
tonta de mí pensé que en la carpa dormiríamos..muchas horas de espera en profunda oración; familias felices alrededor; apartada en silencio mientras mi hijo daba ejemplo de supervivencia..otra vez en la foto llevando agua a las monjitas de Madre Teresa..

trataba de hacer una tienda de campaña..y me preguntaba cómo íbamos a dormir allí..Dios proveerá..iba con toallas para el suelo y mantas para la noche..parecía la sabana africana..

saltamontes, cigarras y hasta una culebra..debía estar el infierno hirviendo de rabia, que el calor que subía del suelo era muy fuerte..muy dura experiencia pero inolvidable; bebimos todo el agua del mundo, porque estábamos todos los países unidos..mucha sed de Dios..los bomberos nos mojaban y las monjitas las primeras en refrescarse..tan buenas..

cuánto ejemplo nos dieron los religiosos..gracias, gracias.
Escribí mucho, tenía mucho tiempo por delante; os iba poniendo a cada uno; rezaba y estaba en silencio; rodeada de taiwaneses( me preguntaban q si era escritora..o periodista..sí, del cielo..ja), portugueses, alemanes..mientras, escuchábamos testimonios de conversión ( una amiga de mi hija mayor en Sidney sintió la llamada a ser Hermana de la Caridad) y también grupos de música..
El encuentro anterior del Santo Padre en el Centro San José, de discapacitados me emocionó profundamente; esta semana os mostraré una carta que me hizo llorar de amor.
Cuando se levantó la tormenta pensé en el aviso de Garabandal, en el fin de los tiempos, en el diluvio universal..

las carpas se derrumbaron..y no se pudieron repartir todas las formas porque se estropearon..y yo que no pude comulgar allí, en la misa de la tarde, el párroco nos anunció que comulgaríamos a Dios bendecido en la consagración de Cuatro Vientos..tantos regalos..
Ante las inclemencias del tiempo, fuimos firmes en la fe..mi hijo me preguntaba que cómo Dios lo permitía..qué ejemplo nos dio el Papa..todo pequeñito él y enorme de humildad y de calidad humana.
La Vigilia, la Santa Misa,la entrega de la Cruz de los jóvenes a Brasil.. la despedida a los voluntarios ( entre ellos mis hijas)..sensación de Año Nuevo hoy al despertar..medio tristeza y nostalgia por su ausencia.
Santo Padre, ya lo estamos extrañando. Volverá..?
Gracias a todas las personas que han hecho posible este encuentro..no podría nombrar a esta cadena humana..gracias.
Por favor, le pido a Dios que esta fiesta de Madrid, de España, no termine, que la resaca de amor perdure siempre y que lo mucho aprendido con los peregrinos de fuera, su fe, su educación, su cultura..haya calado en nuestros jóvenes.

Gracias por tanto. Os quiero y estuvisteis cada rato en mi mochila..todos ¡+