Me has robado el corazón. Ayer fui a verte al Prado de El Escorial; ya no puedo resistir ir sólo los primeros sábados de mes; siento un anhelo muy grande por volver.
La obra es perfecta, humilde y alegre. Qué poco hemos sabido sobre estas apariciones..cuánto mal atacando..cómo me hubiera gustado haber conocido a Luz Amparo, la vidente, que será santa en el cielo.
He conocido un hogar de monjas reparadoras y es tanta la felicidad que siento que es otro prado..los ancianos son atendidos por monjitas maravillosas y alegrísimas; ángeles que gracias a su entrega, alcanzarán la santidad antes pues allí se vive el cielo en la tierra.

María Madre, te pude ver de muy cerca..a centímetros y cada día eres más bella..estoy sobrecogida con tu rostro tan elegante y lo guapa que eres.