Ago 28

Madre Maravillas de Jesús

1.007

Carmelita descalza.
” Todo está en confiar del todo en su corazón y abandonarse amorosamente en sus manos.”

” ¡¡ Tengo tanta sed de Él, quisiera tanto agradarle, ser de modo que pudiese ganar almas a su amor¡¡ ”
images  Madre Maravillas

Milagros de la Santa:

Manuel Vilar, el chico del segundo milagro en Nogoyá

OTRA VEZ.
La madre dice que intercedió la santa Madre Maravillas de Jesús, una monja de origen español canonizada en 2003 por Juan Pablo II.

La Iglesia probó que fue un milagro lo que ocurrió en Nogoyá once años atrás y de ese modo la carmelita pudo ser elevada a los altares.

| Ricardo Leguizamón

–No tengo dudas, fue la Madre Maravillas, que lo sigue protegiendo.
Alicia Silio habla con voz pausada y serena, después del susto. El sábado a la tarde, su hijo Manuel Vilar, de 12 años, estaba con un grupo de amigos remontando barriletes en un campo de XX de Septiembre, cerca de Nogoyá, cuando ocurrió ese accidente que pudo costarle la vida, por segunda vez en su vida.
–Eran seis chicos, y el que estaba enrollando el hilo del barrilete no era mi hijo, era otro chico. Mi hijo se le anticipa, y empieza a enrollar él el hilo. No sé para qué, le habían agregado al barrilete un alambre. No tuvieron mejor idea que agregarle un cable que tenía metal, ese cable tocó las líneas de un boyero que tenía corriente, y le produjo un descarga.
Estuvo internado hasta ayer (por el domingo), porque sufrió quemaduras. Fue un susto nomás, que no fue más grave por la interseción de Dios y de la Madre Maravillas.
Otra vez la santa carmelita, otra vez las gestiones de la monja que Juan Pablo II elevó a los altareas de la Iglesia en una concurridísima ceremonia pública de canonización en España, adonde Alicia Silio y su pequeño Manuel fueron, y fueron protagonistas, ellos dos, junto al papa polaco, y la gandilocuencia de un acto eclesiástico de envergadura.

AQUELLA VEZ. La primera vez fue un día frío de julio de 1998. Alicia Vilar estaba con Manuel, entonces de un año y medio, en la casa de un hermano, una casa amplia, con pileta de natación, y en algún momento que nadie pudo advertir el nene se perdió de la vista de todos, tropezó, y se fue al agua, al fondo de la pileta, llena de agua la pileta.
–Mi cuñada se acercó a la pileta y comenzó a gritar porque lo vio tirado boca abajo, flotando. Manuel no manifestaba ningún signo vital y no sabíamos qué hacer –recordó aquella jornada fatídica.
Hicieron lo que pudieron, pudieron apenas alzar al niño en brazos, salir de urgencia hacia el Hospitl San Blas, y esperar que algo ocurriera, nadie hablaba de milagros todavía, pero todos esperaban el milagro.
Aconsejada por una vecina, Alicia Silio empezó a rezar, rezó con el empeño de la desesperación, con el llanto seco entre los labios, y le rezó a esa monja que veneraban las carmelitas del Carmelo de la Preciosíma Sangre, un convento de clausura ubicado a un costado de Nogoyá. Le rezó a la beata Madre Maravillas de Jesús.
Los pronósticos no eran alentadores para Manuel. El doctor Edgardo Labarba le diagnostica “ausencia de latido cardíaco y de respiración”, así como midriasis bilateral (esto es, ambas pupilas dilatadas).
Tras media hora de maniobras de reanimación cardio-pulmonar (RCP) le vuelve el pulso al bebé, quince minutos más tarde recupera la respiración espontánea.
Según el médico que lo atendió, “una persona muere por asfixia por inmersión a los 5 minutos. Según investigaciones posteriores, el chico estuvo sumergido entre 15 y 30 minutos. A la familia le demandó otros 10 llegar al hospital”.
Después de esas primeras maniobras de reanimación, el pequeño fuer derivado al Hospital San Roque, de Paraná, donde fue ingresado en coma en la unidad de cuidados intensivos, donde pasó 24 horas, al cabo de las cuales comenzó a evolucionar favorablemente.

ESTA VEZ. El sábado Manuel otra vez coqueteó con la muerte, y otra vez un milagro se puso en medio.
–Fue un momento terrible para nosotros cuando nos avisaron y nos contaron lo que había pasado. Volver a vivir lo mismo. Pero cundo llegamos al hospital lo encontramos bien, conciente, y ahí recién nos tranquilizmos.
Dice la madre. Aunque el milagro ya ocurrió.
Lo admitió el Vaticano, y fue el elemento necesario que posibilitó, en 2003, la canonización de la Madre Maravillas.
Una comisión científica declaró en 2001 como inexplicable la curación del pequeño Manuel, en 1998.
Los testimonios recogidos a lo largo de la investigaciòn que mandó realizar la Iglesia fueron llevados a España y luego a Roma, donde los analizaron sucesivas comisiones científicas y teológicas. Finalmente, una comisión de cinco médicos evaluó las pruebas.
El 10 de mayo, el veredicto quedó firmado: “No se encuentra explicación científica para la salvación del pequeño Manuel. Lo sucedido quiebra las leyes de la naturaleza. La Madre Maravillas de Jesús tuvo en brazos al niño Manuel Vilar, lo que corrobora que realmente fue un milagro”, señaló el texto elaborado por la Comisión para la Causa de los Santos.
Juan Pablo II beatificó a la Madre Maravillas de Jesús en 1998, y cuatro años después la canonizó.
La monja había nacido en Madrid el 4 de noviembre de 1891. El 12 de octubre de 1919 entró en el Candelo del Escorial. El 19 de mayo de 1924 fundó el Convento del Cerro de los Angeles, al que le siguieron otras nueve fundaciones en España y una en la India. Murió el 11 de diciembre de 1974 en Madrid. El Papa decretó en 1997 el carácter milagroso de una cura atribuida a su intercesión. Y la resucitación del pequeño Manuel cargó de mayor espesura la fama de la Madre Maravillas, convertida en santa.

El sueño de ser médico

MANUEL VILAR busca estar ajeno a todo aquello que lo rodea desde siempre: su caso, el caso, el caso del milagro, la interseción de la Madre Maravillas, y su repercusión pública. Ahora es un adolescente más, un chico de 12 años, que es muy aplicado en el estudio, que le dedic el tiempo suficiente a lo que aprende en el colegio, y que tiene un sueño, el sueño de cuando sea grande, convertirse en médico.
Eso dice la madre, Alicia Silio.
–Lo que pasó ahora tratamos de que se mantuviera en reserva, de que no se conocier, pero bueno, parece que trascendió –acepta la mujer.
Manuel es el más pequeño de tres hijos. Cursa el séptimo grado en el Colegio San Miguel, de los hermanos maristas, en Nogoyá, y a jucio de su madre es un “excelente alumno”.
–¿Entonces quiere ser médico cuando sea grande?
–Le gusta la medicina, eso dice, pero la verdcad que no sabemos qué va a ser. En todo caso, será lo que Dios quiera.

Primer milagro:
14-05-2001

MILAGRO POR INTERCESIÓN DE LA MADRE MARAVILLAS

Según los médicos, Manuel, de un año, había muerto; hoy vive

BUENOS AIRES, 14 mayo 2001 (ZENIT.org).- Una comisión científica ha declarado como inexplicable la curación de un niño de un año y medio que en 1998 había muerto ahogado, según los médicos. Su madre pidió su curación a la Madre Maravillas y el corazón del chico comenzó a latir. Hoy el pequeño vive sin secuelas.

Según revela este lunes el diario argentino «El Clarín», el caso acaba de ser aprobado por una Comisión creada por la Congregación vaticana para las Causas de los Santos. El niño, que se llama Manuel Vilar, tiene hoy 4 años y vive en Nogoyá, Entre Ríos (Argentina). Según los médicos murió, científicamente, el 19 de julio de 1998.

«Clarín» reconstruye lo sucedido de este modo: «Aquel día, Manuel, de un año y medio, jugaba en la casa de sus tíos. De pronto, alguien advirtió que hacía largo rato no se lo escuchaba. Lo encontraron flotando en la piscina, frío, sin pulso, sin respiración. Llevaba allí casi media hora. En el Hospital San Blas de Nogoyá trabajaron una hora para reanimarlo. Afuera, su madre lloraba desesperadamente y rezaba: “Madre Maravillas, devolvémelo”».

«Para asombro de los médicos y felicidad de los familiares –añade el diario argentino–, el corazón del pequeño Manuel volvió a latir. Hoy lleva una existencia tranquila y corriente, sin ninguna secuela, después de todo lo sucedido».

El doctor Edgardo Labarba, médico y perito policial, que atendió al pequeño Manuel en el Hospital, afirma: «La Iglesia trabajó en el caso como si estuviera en una investigación judicial, con interrogatorios, chequeo de pruebas y demás».

Los testimonios fueron llevados a España y luego a Roma, donde los analizaron sucesivas comisiones científicas y teológicas. Finalmente, una comisión de cinco médicos evaluó las pruebas. El 10 de mayo, el veredicto quedó firmado: «No se encuentra explicación científica para la salvación del pequeño Manuel. Lo sucedido quiebra las leyes de la naturaleza. La Madre Maravillas de Jesús tuvo en brazos al niño Manuel Vilar, lo que corrobora que realmente fue un milagro», señala el texto citado por «Clarin».

Juan Pablo II beatificó a la Madre Maravillas de Jesús en 1998. Nació en Madrid el 4 de noviembre de 1891. El 12 de octubre de 1919 entró en el Candelo del Escorial. El 19 de mayo de 1924 fundó el Convento del Cerro de los Angeles, al que le siguieron otras nueve fundaciones en España y una en la India. Murió el 11 de diciembre de 1974 en Madrid. El Papa decretó en 1997 el carácter milagroso de una cura atribuida a su intercesión. Para su canonización (reconocimiento de su estado de santidad) faltaba sólo la constatación de otro milagro por su intercesión. Y ese milagro fue la vida del pequeño Manuel.

Ahora se requiere que una comisión de cardenales analice los resultados de las investigaciones y lo presente a Juan Pablo II para la aprobación final.

Comentar esta anotación »
Ago 27

Venid

4

DSC00572  Venid

Mensaje en la entrada a la Parroquia de San Germán el 7 de Agosto 09, con motivo del encuentro de Salta en Madrid con la llegada de la sra Maria Livia a nuestro país para dar su testimonio de las apariciones de la Virgen en Argentina.

Comentar esta anotación »
Ago 26

Oración a la sangre de Cristo

2

Señor Jesús, en tu nombre y con
el Poder de tu Sangre Preciosa
sellamos toda persona, hechos o
acontecimientos a través de los cuales
el enemigo nos quiera hacer daño.

Con el Poder de la Sangre de Jesús
sellamos toda potestad destructora en
el aire, en la tierra, en el agua, en el fuego,
debajo de la tierra, en las fuerzas satánicas
de la naturaleza, en los abismos del infierno,
y en el mundo en el cual nos movemos hoy.

Con el Poder de la Sangre de Jesús
rompemos toda interferencia y acción del maligno.
Te pedimos Jesús que envíes a nuestros hogares
y lugares de trabajo a la Santísima Virgen
acompañada de San Miguel, San Gabriel,
San Rafael y toda su corte de Santos Ángeles.

Con el Poder de la Sangre de Jesús
sellamos nuestra casa, todos los que la habitan
(nombrar a cada una de ellas),
las personas que el Señor enviará a ella,
así como los alimentos y los bienes que
Él generosamente nos envía
para nuestro sustento.

Con el Poder de la Sangre de Jesús
sellamos tierra, puertas, ventanas,
objetos, paredes, pisos y el aire que respiramos,
y en fe colocamos un círculo de Su Sangre
alrededor de toda nuestra familia.

Con el Poder de la Sangre de Jesús
sellamos los lugares en donde vamos
a estar este día, y las personas, empresas
o instituciones con quienes vamos a tratar
(nombrar a cada una de ellas).

Con el Poder de la Sangre de Jesús
sellamos nuestro trabajo material y espiritual,
los negocios de toda nuestra familia,
y los vehículos, las carreteras, los aires,
las vías y cualquier medio de transporte
que habremos de utilizar.

Con Tu Sangre preciosa sellamos los actos,
las mentes y los corazones de todos los habitantes
y dirigentes de nuestra Patria a fin de que
Tu Paz y Tu Corazón al fin reinen en ella.

Te agradecemos Señor por Tu Sangre y
por Tu Vida, ya que gracias a Ellas
hemos sido salvados y somos preservados
de todo lo malo.

Amén.

Comentar esta anotación »
Ago 25

Mensaje de la Reina de la Paz

4

Mensaje de María Reina de la Paz
del 25 de agosto de 2009
¡Queridos hijos! Hoy los invito nuevamente a la conversión. Hijitos, ustedes no son suficientemente santos y no irradian santidad a los demás, por eso oren, oren, oren y trabajen en la conversión personal para que sean signos del amor de Dios para los demás. Yo estoy con ustedes y los guío hacia la eternidad, que cada corazón debe anhelar. ¡Gracias por haber respondido a mi llamado!

P. Justo Antonio Lofeudo
www.mensajerosdelareinadelapaz.org

Nuevamente nos llama a la conversión. Nuevamente estamos invitados a reorientar nuestras vidas para caminar hacia Dios. Nuevamente nos exhorta a que nos abramos a la gracia para que Dios obre en nosotros y nos dé un nuevo corazón y un espíritu nuevo. Porque quien obra la conversión es Dios no nosotros, pero quienes deben cooperar con la gracia sí que somos nosotros. La gracia es don pero también tiene su parte de conquista y esa es la que toca a nuestra voluntad. Que no somos lo bastante santos, creo que todos lo sabemos. Algunos incluso no quieren ser santos.

Diría que la mayoría no tiene como objetivo la santidad de vida. Las familias no educan para la santidad. Parecería que en la vida lo importante es ser listo, más listo que los demás y llegar a tener una posición lo más alto y mejor que se pueda. La santidad o es despreciada o asusta, se la dejan para los que fueron santos, pues es asunto que no les atañe. También a nosotros nos puede pasar lo mismo. A los santos se los imagina a esas figuras estáticas que adornan las iglesias y cuya presencia espiritual se desconoce. Entonces, claro, todo es muy aburrido. La vida es otra cosa, se piensa. ¡Qué pobre opinión, qué desconocimiento se tiene de la santidad y de la vida eterna! Lo único verdaderamente aburrido es vivir sin Dios, sin aspiración espiritual de eternidad. Aburrido y gastado es lo del mundo y mucho más aún lo que propone el demonio. No en vano, la Santísima Virgen en Medjugorje, junto al pedido de la lectura diaria de la Biblia recomienda la lectura de la vida de los santos. Nada más apasionante, conmovedor y ejemplificador que la vida de los santos.

Los santos han sido hombres y mujeres para admirar e imitar. El caballero guerrero Ignacio, luego de ser herido en el asalto a Pamplona, se abre a la gracia de la conversión leyendo vidas de santos en su convalecencia en Loyola. (¡Cuántas aparentes “desgracias” se ve después que han sido en realidad gracias! Si no hubiera sido herido en el sitio de Navarra no se hubiera detenido en su carrera militar y no habría tenido esa oportunidad brindada por la Providencia)

“La única tragedia del hombre es no ser santo” sentencia el gran Pascal y también observa que “sólo la gracia puede hacer de un hombre un santo, y el que lo dude no sabe qué es la gracia ni qué es un hombre”. Pero, esa gracia nuestro Creador y Salvador la pone a disposición de todos los hombres. Cada uno de nosotros ha sido creado con una distinta capacidad de santidad. Lo importante es que cada uno llene esa capacidad. Como nos recuerda Santa Teresa del Niño Jesús (Teresita de Lisieux), hay algunos que Dios los creó para ser grandes santos y que no podían haber sido más que santos, con tantos dones como los adornó y otros que emergen desde su pequeñez a la santidad.

La santidad es la unión con Dios, es el goce de los bienes celestiales ya en la tierra, es la vida verdadera en el amor, para el amor. Es la felicidad que no es pasajera mas que perdura y ya sabe a eternidad.
Es verdad de fe que hemos sido creados para ser salvados por Cristo y gozar luego de la eternidad, pero el destino final depende de nosotros, de qué hacemos con nuestra libertad. En cada momento estamos decidiendo nuestro destino, de condena eterna, de dolorosa purificación o de aquella felicidad inenarrable porque “ni ojo vio, ni oído oyó, ni mente humana pudo concebir lo que Dios tiene preparado para aquellos que lo aman” (Cf. 1Cor 2)

La santidad se irradia. Los santos no van en busca de la gente para hacerse ver sino que son las personas que van en procura de ellos. ¿Por qué? Porque irradian santidad, porque desde lejos se ve que son amigos de Dios, porque irradian paz, amor, alegría, salvación. Sino cómo se explica que millones de personas se llegasen hasta un confín de Italia para ver y escuchar a un pobre fraile capuchino, que nunca había salido de su convento, que pasaba sus horas rezando, confesando y celebrando Misa. Así fue con San Pío de Pietrelcina y así con tantos otros santos. Pensemos en los ermitaños o los padres del desierto o tantos otros. En tiempos más actuales todos tenemos fijos en nuestras mentes la imagen de la Madre Teresa de Calcuta o de Juan Pablo II, todo su pontificado y aquellos días últimos de su vida. Así viven y mueren los santos y la gente lo percibe y se siente atraída por sus figuras, por sus vidas, por sus ejemplos. Es lo que se llama sensum fidelium, el reconocimiento por parte de los fieles de lo que viene de Dios.
Pues, nuestra Madre nos llama a la santidad, sólo así serviremos a su plan de salvación, es decir sólo en la medida que podamos irradiar la paz, el amor, la verdadera alegría, la vida en Dios que el mundo no conoce. Sólo así otros serán rescatados. Al conocido adagio de san Agustín “Dios que te creó sin ti no te salva sin ti” se lo puede alargar diciendo que Dios quiere hacer de ti instrumento de salvación para otros, porque la salvación no es aventura personal. No termina en uno como tampoco termina en uno la santidad. Esforzarse para ser santo es lo más abnegado y altruista que pueda imaginarse, lo menos egoísta del mundo.

Y ¿cómo se trabaja en la conversión, para que Dios lo vuelva a uno santo? ¿Qué parte nos toca? La respuesta es simple: la oración y la voluntad no sólo para orar sino para amar, obedecer, hacerse humilde. La voluntad que co-opera con la obra divina que viene de la gracia. Por eso, “oren, oren, oren y trabajen en la conversión personal”. Es decir, no dejen nunca de orar, sean persistentes y perseverantes en la oración y pongan todos sus deseos y apertura de corazón al servicio de la gracia de conversión. No dejen de purificar sus corazones, sigue diciendo la Madre de Dios en sus mensajes, por medio de la confesión sacramental, ni de participar vivamente del sacrificio de la Santa Misa ni de adorar a mi Hijo en el Santísimo Sacramento. Enamórense de la Eucaristía. Adorando al Santo se comprende que hay que ser santo, porque su presencia nos interpela y nos invita a su intimidad, a ser sus amigos observando su mandamiento de amor.

Y así como las llamas o el humo son signo del fuego, la santidad es el signo que indica que Dios existe y que su amor está presente y operante.

Queridos hermanos, para emprender y continuar en este camino de santidad tenemos la gracia y el privilegio de una guía segura: la misma Madre de Dios. Ella nos conduce a la plenitud de los bienes espirituales y celestiales, a la eternidad de Dios que todos debemos anhelar.

Comentar esta anotación »
Ago 23

Inmaculada Madre del Divino Corazón Eucarístico de Jesús

6

image002

“Felices los que creen sin ver”. Jn 20,29

¡Ay de los que trabajan contra la obra de Nuestra Señora! Isaías 5,20

También puede peregrinar a Salta (Argentina), donde la Virgen está dando una bendición especial para tiempos muy difíciles: es posible que dentro de 30 años o incluso menos se cumpla la profecía de la Virgen de Naju (Korea) y de Akita (Japón), aprobada por Ratzinger: el fuego del Cielo que matará a gran parte de la humanidad (la cuarta parte según la Virgen en Salta).

Si bien las catástrofes del Apocalipsis serán cada vez más grandes tras la muerte de Benedicto XVI, sabemos que faltan más de 400 años para el fin del mundo (“nadie sabe ni el día ni la hora” pero sabemos que deben cumplirse las profecías primero, como mojones/hitos de ruta: “id y anunciad el evangelio a TODAS las naciones”, profecías de San Juan Bosco, Santa Faustina, San Josemaría, Luisa Piccarreta y Juan Pablo II y porque aún no se cumplieron las profecías del Apocalipsis,.

Además de la recomendación del experto en 2400 apariciones marianas y miembro de la Academia Pontificia de Teología, Pbro. René Laurentin, nos han llegado varios casos de curaciones inexplicables para la ciencia vinculadas a las apariciones actuales de la Virgen en Salta: hipoacusia (sordera), leucemia, escoliosis, convulsiones por enfermedad neurodegenerativa, problemas vasculares, etc. También hay un testimonio de la expulsión de un demonio en un poseso.

¡Es muy importante llevar a los niños (o sus fotos) para esa bendición especial!

Lea los mensajes aprobados por el Arzobispo de Salta Monseñor Blanchoud en:

www.InmaculadaMadre-Salta.org

TV:

http://www.gloria.tv/?video=go9zem3xzrqbpcxft0t8

Video:

Comentar esta anotación »
Página 559 de 565«...102030...557558559560561...»