Ayer jugué al golf y no me apetecía pues prefería estar en una misa con mi grupo de oración. Lo ofrecí pues era un plan familiar ya que sólo veo a mi esposo una semana al mes. Aún así, deseaba vivir una celebración con las familias del alma de Madrid. Me sentí muy acompañada por una mariposa blanca que aparecía de vez en cuando; entre hoyo y hoyo; una sola..

Hace cuatro años me hablaron de una mujer que recibía locuciones de la Santísima Virgen y que ésta se manifestaba como una mariposa blanca, revoloteando en su cuarto. Es impresionante pues me quedé con una sed enorme de saber más de esta madre de familia, pero ella vivía en Londres..seguí buscándola y pasó a vivir a Buenos Aires, de donde es..Cuando me destinaron a vivir allá, lo primero que hice fue pedir su mail; la escribí pero nuestro encuentro se hizo esperar; siempre rezo por ella pues me quedé llena de amor a María..más si cabe..al escuchar su testimonio privado en su casa; ver las cartas que la Virgen le dictaba, su letra..cómo la guiaba y cómo se manifestaba..Esto ocurría en Argentina..

En Venezuela..la Sra. María Esperanza reconoce la tierra el 29 de marzo de 1974 gracias a las descripciones dadas en los mensajes, ya que estas coincidían en forma perfecta con el lugar: la vieja casa, el trapiche, la siembra de caña de azúcar y de café, y la gruta de aguas cristalinas.
La confirmación simbólica de que ese era el lugar anunciado y escogido por la Santísima Virgen María la recibe la Sra. María Esperanza con el símbolo de una mariposa azul. En mensajes recibidos muchos años atrás La Santísima Virgen le anunció a la Sra. María Esperanza que en el momento que encontraran la tierra Ella se manifestaría con alas de mariposa azul. Este hecho ocurrió cuando la Sra. María Esperanza consiguió el lugar santo con su gruta de donde salió de improviso una mariposa azul que revoloteó el lugar, lo cual reafirmó de una manera sencilla pero muy hermosa lo anunciado previamente a través de los mensajes. Actualmente en muchas ocasiones especiales la mariposa azul se hace presente volando desde la gruta y revoloteando la explanada para luego volverse a internar en la vegetación del lugar.
Dos años más tarde, el veinticinco (25) de marzo de 1976, tal y como le había sido anunciado, se aparece por primera vez la Santa Madre de Dios a la Sra. María Esperanza en Betania bajo una nueva advocación, la de María Virgen y Madre Reconciliadora de Todos los Pueblos y Naciones. Después de esta hermosa experiencia la Virgen le sigue apareciendo en los años siguientes, pero no es sino hasta el año 1984 cuando se hace visible a más de ciento cincuenta (150) personas quienes atestiguan haberla visto clara y nítidamente. Este grupo de personas era muy diverso, encontrándose niños, jóvenes universitarios, personas adultas, militares, médicos, psicólogos, psiquiatras, ingenieros, juristas, etc.

Comentar esta anotacin »