San Isidro Labrador

      5 comentarios en San Isidro Labrador

Beatificación 1619 por Paulo V
Canonización 1622 por Gregorio XV
Patronazgo de Madrid, de los labradores

Isidro Labrador (Madrid, c. 1082 – ib., 30 de noviembre de 1172[1] ) es un santo de la Iglesia católica. Se celebra su festividad el día 15 de mayo.
Índice

Biografía

San Isidro, cuyo nombre era Isidro de Merlo y Quintana, estuvo casado con Santa María de la Cabeza, con quien convivió en Torrelaguna. Su amo fue el noble Juan de Vargas y sobre el solar de lo que fue su casa en Madrid hay actualmente un museo con exposiciones temporales sobre temas madrileños y también con recuerdos relativos a la vida del santo.

Son varios los milagros que se atribuyen al santo, encontrándose entre los más famosos el del pozo (en el que, gracias a su oración, las aguas de un pozo subieron para poder rescatar a su hijo, que posteriormente será conocido popularmente como San Illán, que había caído en él), y de los Ángeles, popularmente narrado como que los ángeles araban el campo mientras que San Isidro rezaba (aunque según las actas de la canonización, Iván de Vargas vio cómo dos ángeles ayudaban a Isidro a arar más rápido tras haberse detenido éste anteriormente a rezar en todas las parroquias por las que pasaba de camino al trabajo).

Fue beatificado por Paulo V el 14 de junio de 1619 y canonizado el 12 de marzo de 1622 por Gregorio XV, junto a San Felipe Neri, Santa Teresa de Jesús, San Ignacio de Loyola y San Francisco Javier, aunque la bula de canonización no fue publicada hasta 1724 por Benedicto XIII. Fue declarado patrono de los agricultores españoles por Juan XXIII en bula del año 1960.[2] También es patrón de los Ingenieros Técnicos Agrícolas y de los Ingenieros Agrónomos.

Celebraciones y festejos

Debido a su profesión, labrador, se le considera patrono de los labradores y es venerado en muchos pueblos con procesiones en las que se bendicen los campos. El 15 de mayo, día de su festividad, se realiza en Madrid una procesión con una imagen del santo, venerada en la antigua catedral madrileña.

En Madrid, su localidad natal, de la que es patrón, se celebra una romería en torno a la ermita erigida en su honor en la Pradera de San Isidro, junto al Río Manzanares en el Distrito de Carabanchel (ver: Fiestas de San Isidro Labrador). Dada la condición mozárabe del santo, este santuario tiene el privilegio de la celebración de la liturgia hispana (Bendición del agua, 21 de noviembre, 18 de diciembre, 2 de enero, etc). También se celebran en su nombre desde 1947 uno de los festejos taurinos más importantes del mundo, la Feria de San Isidro.

5 pensamiento sobre “San Isidro Labrador

  1. Silvia

    Me encantó la historia de San Isidro Labrador, un hombre de Dios. Lo único que encuentro incongruente es que un Santo sea patrono de las fiestas de toros donde sale lo más bestial del ser humano. Por eso nos juzgan a los católicos, por incongruentes. Nada que sea violento, sangriento y sobre todo sin una causa justa o necesaria, como es matar animales por matar se justifica. Hay que tener respeto a la creación de Dios y entender para qué nos fue encomendada.

  2. V

    Estoy de acuerdo con vos
    No me gusta nada que de maten a los toros ; no me gusta nada es imagen de España en el mundo ; sí la fiesta pero no la matanza +

  3. Silvia

    Me da gusto tu forma de pensar, debemos ser congruentes, como cristianos seguidores de Jesús, Él es el Amor, el amor no daña, no violenta.

  4. Marta

    ¡Me encanta la vida de S. Isidro!! Un santo de gran sencillez y humildad que nos anima a vivir las tareas cotidianas esforzandonos en hacerlo todo por Dios.

  5. Ofir

    Muy interesantes estos apuntes sobre la vida de ese gran santo, no los conocía, es un estímulo para imitarlo en nuestras vidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *