Anoche fuimos a ver De dioses y de hombres, que os animé a ver hace meses en España..en casa del herrero, cuchillo de palo..la tuve que ver en Buenos Aires y mucho después.
Fui con mis hijos y se les hizo lenta; al resto de acompañantes les gustó..y creo q bastante. Habría que volver a verla..muy profunda de comentarios, de pensamientos..una fotografía bellísima y unos actores grandiosos. Sabiendo el final, hasta el último minuto no lloré..se me cerró la garganta de pena.
Valores que recibí en enseñanza: la fidelidad, el amor a Dios, la entrega, la libertad, la fe, la oración, la hermandad..
Me quedo con esta frase cuando debaten si marchar del monasterio o no: “Irnos es huir”..